María y Anna: Una historia de éxito en trisomía 21


Por Spencer Doman

María y su hermana gemela Anna, fueron diagnosticadas con trisomía 21 al nacer. Ambos padres asistieron al curso ¿Qué hacer por tu hijo con lesión cerebral?  cuando ellas tenían 11 meses de edad.

A los 16 meses de edad, María fue diagnosticada con leucemia e inmediatamente fue hospitalizada. Durante la larga estancia de María en el hospital, sus padres se aseguraron de que tuviera la oportunidad de arrastrarse. Como resultado, María caminó por primera vez cuando aún estaba en el hospital.

A los dos años de edad, la madre comenzó a enseñar a María y a Anna a leer. Actualmente, a los cuatro años de edad, las gemelas aman leer y leen todos los días. Asimismo, caminan y corren 2 horas diarias.

La madre escribe “María ha estado en remisión por más de dos años y estamos emocionados con su progreso y agradecidos por cada día. Nosotros hemos sobrevivido, somos más fuertes y tenemos a nuestras dos hermosas hijas con nosotros… Mi esposo y yo sentimos que el programa es esencial para nuestras hijas por  todo el conocimiento y los beneficios que ofrece, dirigidos a alcanzar todo su potencial físico, psicológico e intelectual.”