Parálisis cerebral: Una historia de esperanza y amor en Malasia


Por Janet Doman

Una niña pequeña prueba que hermanos y hermanas son una fuerza poderosa para ayudar a salvar las vidas de niños con lesión cerebral.

A los padres de niños con parálisis cerebral suelen preguntarles si tienen tiempo suficiente para sus otros hijos. Hay un presupuesto casi universal que cuando una familia decide darle a su hijo con lesión cerebral la oportunidad de luchar para estar sano, el resto de los niños en la familia sufrirá, casi automáticamente, de negligencia.

Por otro lado, si hacemos nada por ayudar al pequeño con lesión cerebral y lo dejamos languidecer mientras su hermano y hermana continúan con sus vidas, será casi seguro que su existencia causará un gran problema para sus hermanos sanos quienes se cuestionarán cada mañana al despertar y cada noche antes de dormir “¿Por qué tengo una vida y mi hermano o hermana no?”

Por qué, ciertamente.

Hermanos y hermanas brincan a la alberca cada día y jalan a su hermano (a) con lesión

Si nos organizamos para salvar al niño con lesión cerebral, podemos enlistar la ayuda de hermanos y hermanas. Ahora serán parte de un equipo real de trabajo para dar a su hermano o hermana una oportunidad de luchar por tener una vida real. Ellos brincarán a la alberca cada día y jalarán a su hermano (a). Son los únicos niños en la cuadra que tienen la oportunidad estelar de crecer cada día. Las victorias de su hermano, son sus victorias; las frustraciones de él/ella son sus frustraciones. La familia es un equipo salvando la vida de un miembro de la familia. Ganar o perder, pelean la lucha positiva de encontrar una solución, ésta, y sólo ésta, será su salvación.

Durante las últimas seis décadas, hemos visto a los hermanos y hermanas de nuestros niños con lesión cerebral brincar una y otra vez por ayudar a sus hermanos con lesión.

La bebé nunca vería, nunca escucharía, nunca caminaría o hablaría.

Como evidencia de ello, no tenemos que ir más allá de Leah. Quizá sólo tenga seis años pero eso no le ha impedido hacer todo lo que puede por ayudar a su hermana menor, Adele. Adele fue diagnosticada con parálisis cerebral y lesión cerebral y cuando era una bebé, su neurólogo le dijo a sus padres que Adele nunca vería, nunca escucharía, nunca caminaría o hablaría.

cerebral-palsy-treatment-leah-reading-what-to-do-about-your-brain-injured-child

Leah toma su trabajo en serio –estudia libros y materiales para aprender acerca del problema

de su hermana y el programa.

Desde el primer día, la pequeña Leah se hizo parte del equipo.

Los padres encontraron información acerca del trabajo con niños con lesión cerebral de los Institutos  y asistieron al curso “¿Qué hacer por tu hijo con lesión cerebral?” Regresaron a casa para comenzar el programa de tratamiento en casa con Adele. Desde el primer día, la pequeña Leah se hizo parte del equipo. Leah participa en el programa en casa, tiene sus propias responsabilidades especiales y siempre asiste a las citas de Adele en los Institutos.

cerebral-palsy-treatment-leah-helps-adele-learn-crawl

Adele está en el piso para aprender a gatear- y Leah está justo ahí a su lado.

Aunque aún es muy joven, Leah es una destacada panadera, hornea pasteles deliciosos, panquecitos y otros postres; también le encanta decorar. Leah usa sus habilidades culinarias para ayudar a recaudar dinero para el programa de Adele y sus viajes dos veces al año a Filadelfia para sus citas. Esto la hace parte esencial del camino de Adele hacia el bienestar y permite que persiga sus propios intereses.

“Quiero recaudar fondos para ayudar a mi hermana.”

Leah conoce su propósito en la vida y dice “Adele necesita ir a Estados Unidos por su tratamiento en los Institutos para el Desarrollo del Potencial Humano y así mejorar, por ejemplo gateando. Quiero recaudar fondos para ayudar a mi hermana.”

cerebral-palsy-treatment-leah-bakes-cupcakes-raise-money

Panquecitos extraordinarios: Cuando se trata de hornear, Leah es una experta y una artista.

Leah ha logrado recaudar miles de dólares para su hermana vendiendo panquecitos. Su causa ha llamado la atención internacionalmente, pues no sólo colecta dinero para su hermana sino también para la Food Air Foundation. La fundación la nombró su embajadora más joven en la historia. Debido a su causa para ayudar a otros, fue nominada el año pasado para el premio Young Changemakers.

cerebral-palsy-treatment-leah-trophy

Leah recibe un reconocimiento por las cosas maravillosas que hace.

A través de su misión y dedicación a su hermana y familia, Leah ha ganado seguidores alrededor del mundo. Su página de Facebook, llamada apropiadamente Chef Leah with a Big Heart (Chef Leah con un gran corazón), ya tiene más de 4,600 seguidores de Facebook alrededor del mundo y ellos apoyan sus esfuerzos.

Actualmente Adele puede ver, oír y leer; ahora empieza a hablar y a moverse también.

En cuanto a la pequeña Adele, ha comprobado que muchas predicciones estaban equivocadas: Puede ver y oír muy bien. Actualmente lee y comprende por encima del nivel de su edad. Sus padres y Leah le han estimulado mucho y le han dado muchas oportunidades para avanzar. Adele aprendió a leer y a resolver matemáticas usando los programas de lectura y matemáticas de los Institutos. Queda claro que Adele, como su hermana, es muy inteligente. Ha empezado a hablar y ya domina pares de palabras y frases. Además, ha empezado a gatear también.

cerebral-palsy-treatment-dedicated-family-help

El tiempo de mayor calidad: Cuando la familia trabaja junta para ganar juntos.

Leah es una persona especial, es una hermana mayor fabulosa pero no está sola. A lo largo de los años hemos conocido a miles de hermanos y hermanas de niños con lesión cerebral y son de las personas más adorables, generosas, dedicadas y trabajadoras que el mundo ha visto. Hacen de este mundo un mejor lugar cada día. Constantemente presentamos los grandes logros de los niños con lesión cerebral en nuestro programa, pero detrás de cada niño, hay una amorosa y dedicada familia y comúnmente hermanas y hermanos que ayudan en cada paso a lo largo del camino. Leah y su familia representan a estas maravillosas familias.

Visita la página de Facebook de Leah